La guerra entre el azúcar y los edulcorantes ¿cuál es mas sano?

Hoy en día existe tanta información flotante a nuestro alrededor sobre la nutrición, concretamente de lo que es “bueno” y lo que es “malo”, “lo mejor”, “lo peor”, “lo beneficioso” y “lo prohibido o incluso tóxico”, tanto es así que llegamos a una encrucijada de la que no sabemos como salir y mucho menos saber a quién creerle. Los azúcares y los edulcorantes no se escapan de los mitos propagados de boca en boca, por lo que hoy venimos a explicaros un poquito.

¿Qué son los edulcorantes?

Primero que nada, hay que saber que los edulcorantes son todas aquellas sustancias que confieren dulzor; estas van desde naturales (sacarosa, fructosa, galactosa, glucosa, etc), que contienen calorías, a artificiales sintetizados químicamente (sacarina, aspartame, sucralosa, etc), que no contienen calorías o contienen menos que los naturales.

Edulcorantes calóricos y edulcorantes NO calóricos

En este artículo nos referiremos a los edulcorantes no-calóricos como simplemente “edulcorantes” y a los edulcorantes calóricos como “azúcares” que es como lo percibe la mayoría de la población.

¿Cómo nacen los edulcorantes?

Para crear un poco de contexto es necesario saber que los edulcorantes nacen para suplir el exceso de azúcar consumido por la población occidental, además se convirtió para muchas personas en una solución paliativa que permite evitar las consecuencias metabólicas del abuso de azúcar, sin tener que renunciar por ello al sabor dulce.

¿Es saludable consumir edulcorantes?

Una de las mayores incógnitas que existe es sobre si los edulcorantes son seguros y mejores en casos de pérdida de peso, y la verdad es que si miramos en primer plano y solo miramos el aporte calórico entre uno y otro la respuesta sería sí, pero las cosas siempre van más allá.

El problema reside en que ambos modifican y alteran las propiedades organolépticas una vez que son añadidos; nos acostumbra a un umbral de dulzor que no es real y que irá en gradiente positivo; es decir, cada vez nos iremos saciando con más cantidad.

¿Puedo consumir edulcorantes si tengo diabetes?

En cuanto a las personas diabéticas se sabe que el uso de edulcorantes puede ser mucho más beneficioso que el consumo de azúcares convencionales debido a que estos no van a suponer la elevación de la glucosa en sangre pero la recomendación siempre es la misma… mientras menos mejor.

Azúcares VS Edulcorantes

Vamos ahora a ver una comparación con desventajas, falsos mitos y nuestra conclusión final:

Desventajas del consumo de azúcar

Las desventajas del consumo de azúcares son más conocidas gracias a las campañas de salud pública que se han ido realizando a lo largo de los años para frenar su ingesta y así evitar enfermedades o su empeoramiento (diabetes, SIBO, síndrome del intestino irritable, entre otras…).

Falsos mitos de los edulcorantes

Por otro lado, a los edulcorantes se le han atribuido ciertas propiedades cancerígenas, las cuales son completamente falsas mientras se consuman en cantidades aprobadas por las EFSA u/o organizaciones gubernamentales similares. Pero, con lo que sí nos podemos encontrar es que a cantidades incluso relativamente “bajas” los edulcorantes pueden provocar un efecto laxante además de tener algunas consecuencias intestinales que aun se encuentran en estudio al día de hoy (disbiosis por edulcorantes).

Por lo tanto, según nuestra opinión profesional diríamos que no hay uno mejor que otro siempre y cuando se esté hablando de un sujeto sano y se respeten las cantidades recomendadas y/o se utilice el azúcar natural intrínseco de un alimento; es decir, si tenemos una manzana que ya lleva azúcar (fructosa) lo mejor sería comerla tal cual y no añadirle ningún tipo de azúcar ni edulcorante y saborear las cosas por lo que realmente son.

Deja un comentario

×

Powered by WhatsApp Chat

× ¿Necesitas ayuda?